martes, 1 de diciembre de 2009

Una muy buena noticia!

La historia de Polina es bastante triste, cuando fue ingresada a la protectora hace mucho tiempo atrás fue bautizada como "Loquilla" el porqué de éste nombre? había comenzado a sufrir el síndrome del canil, girando enloquecida en redondo sin dejarse acariciar y sin socialibilizar con nadie, hasta que un día con paciencia y amor Loquilla empezó a salir del canil a pasear y a recibir cariños y mimos, todo muy de a poco no nos olvidemos de su "apodo". Con el tiempo fue rebautizada Polina porque ya no era necesario el nombre anterior ya que su conducta estaba mejorando con mucho trabajo y todo con el objetivo de sociabilizarla para poder brindarle lo mejor que se le puede dar a un perro de un refugio "un hogar que lo adopte" hasta que ese día tan esperado para Polina llegó, no fue fácil ella se tuvo que acostumbrar a su nueva familia y su nueva familia tuvo la paciencia para darle ese tiempo de adaptación que nace desde el corazón. Ahora Polina ya es parte de la familia y éste es el fin de la historia de una perrita que pudo encontrar su lugar en el mundo. Gracias por adoptarla!!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada